Por María Ivett Freige Yáñez

2 Minutos

Publicado el 2/08/2021

Habilidades de coaching para navegar en aguas de incertidumbre

“Ningún mar en calma hizo experto a un marinero” y “soy el amo de mi destino. Soy el capitán de mi alma” son dos frases que me repito una y otra vez como un mantra cada vez que me encuentro en medio de un reto profesional que veo venir como un tsunami. ¿Cómo es que esto me mantiene alerta para enfrentar la incertidumbre? Te explico algunas de las razones: 

Tu lenguaje genera tu realidad 

Rafael Echeverría, sociólogo y doctor en filosofía chileno, quien desarrolló el discurso de la ontología del lenguaje, parte de la afirmación relativa a que los seres humanos somos seres lingüísticos, eso quiere decir que, a través del lenguaje, nos explicamos la realidad que percibimos y le damos sentido a nuestra existencia. Ante contextos inesperados y tal vez amenazantes, en lugar de ver tragedia, muerte, destrucción, que, sin duda, estaban en las probabilidades, yo veía una posibilidad, ante lo inevitable, de superar esa experiencia y salir fortalecida con los aprendizajes que mi supervivencia conllevará. 

habilidades coaching 2

Sólo Jesús, de acuerdo con los Evangelios, tiene el poder de ordenarle a las aguas que se calmen. Nosotros, como humanos, no tenemos en nuestras manos el dominar las fuerzas de la naturaleza, y en el ámbito profesional, tampoco poseemos la facultad para influir en factores macroeconómicos, modificaciones en las preferencias de nuestros consumidores y sus estilos de vida, cambios en las condiciones de entrega y pago de nuestros proveedores o las crisis políticas. Lo único que está en nuestro control es cómo respondemos ante las circunstancias que se nos presentan, independientemente de si contamos con el tiempo necesario para prepararnos y afrontarlas o si por el contrario estas llegan de sorpresa. Es esa respuesta la que determina nuestro destino. El trabajo del coach, en este tipo de situaciones, consiste en acompañar al coachee a identificar lo que sí depende de él y, a través del lenguaje, invitarlo a descubrir nuevas posibilidades que lo comprometan a actuar en consecuencia. 

Tus modelos mentales explican la forma en la que actúas 

La manera en la que percibimos los eventos que se nos presentan está determinada por nuestros modelos mentales, los cuales hemos construido a través de lo que hemos aprendido en los ambientes familiares, escolares, laborales en los que nos desenvolvemos. Esos modelos nos dan seguridad y certeza y al mismo tiempo nos condicionan a actuar de una manera determinada que bajo ciertos escenarios puede resultar funcional, pero en otros ámbitos nos puede limitar en nuestro desarrollo personal y profesional. 

habilidades coaching 3

Los economistas explican aspectos tanto microeconómicos como macroeconómicos a través de modelos, para los cuales siempre establecen distintos supuestos. Si esos supuestos no se cumplen, el modelo falla. Lo mismo pasa con nuestros modelos mentales, el problema es que muchas veces no somos conscientes de los supuestos bajo los cuales son válidos. La labor del coach es indagar respecto a éstos y generar consciencia de ellos en el coachee, lo que le permitirá abrir su panorama al darse cuenta de que debe intentar soluciones diferentes a través de modelos mejorados que le den confianza para actuar bajo esos nuevos supuestos.

Tú eres el único responsable de tu destino 

Tú no provocaste la tormenta, algunos pudieran debatirse que fue tu huella de carbono quien la hizo más intensa, pero tu pericia en el timón de tu embarcación y las decisiones que tomes respecto hacia dónde virar determinarán si naufragas o logras atravesar el temporal. Los barcos no fueron hechos para quedarse anclados en el puerto, su propósito es aventurarse al mar. 

habilidades coaching

¡Atrévete a perder de vista la orilla! Existe una alta probabilidad de que la tormenta te sorprenda en alta mar. Si eso llegara a ocurrir, siempre podrás contactar a tu coach a través del radio quien te recordará todas las herramientas con las que está equipado el navío y con su voz, te acompañará a un puerto seguro. 

Yo trascendí algunos huracanes de la mano de un coach, así fue cómo decidí acompañar a otros a navegar.

Escrito por

María Ivett Freige Yáñez
Coach ejecutiva certificada por ICT/ Tecnológico de Monterrey

Post Relacionados